Visitamos la frutería

Visitamos la frutería

Los pequeños y pequeñas de la Escuela Infantil Dulcinea han dejado durante un ratito la escuela para ir a visitar la “Frutería del barrio”,  ubicada en el bulevar peatonal que se encuentra en la entrada de nuestra Escuela Infantil.

¿Y por qué a la frutería? Cuando nos planteamos esta actividad, nos propusimos diferentes objetivos , como realizar una salida al exterior, fuera de nuestra Escuela Infantil, donde podamos explorar un entorno distinto, y conseguir sentirnos cómodos y seguros ante las nuevas experiencias que se nos planteen, y realizar una actividad de la vida cotidiana consiguiendo que aumente su autonomía e iniciativa. Tras mucho pensar qué lugar sería conveniente, surgió la posibilidad de visitar un negocio local; un sitio donde los niños/as pudieran comprobar cómo se llevan a cabo acciones de la vida cotidiana y además tener la posibilidad de realizarlas ellos mismos. Y fue así como elegimos la frutería por varias razones:

-Es el negocio local más cercano y con un camino a realizar andando desde la Escuela, muy adaptado para los niños/as de 2-3 años.

-En la frutería podemos comprobar todo lo que hemos trabajado durante el curso, y además aprender nuevos nombres de frutas y verduras, así como colores distintos y nuevas texturas.

-Otro de los aspectos positivos fue que esta frutería nos brindaba la posibilidad de que pudiéramos entrar varias veces  durante la actividad, para que de este modo pudiéramos dividir a las clases en grupos y realizar una actividad más individualizada

-Los niños y niñas pudieron realizar ellos mismos la selección de la fruta que querían y además realizaron las acciones de pagar y recoger su compra con el ticket.

El impacto para estos pequeños fue muy beneficioso, ya que se les veía motivados e ilusionados por compartir todos juntos un espacio diferente al habitual, y entusiasmados por poder elegir la fruta y pagar, ya que esta sencilla actividad, les hizo sentirse mayores contribuyendo por tanto a mejorar su iniciativa y autonomía personal. 

Para nosotras, las educadoras que asistimos nos encantó pasar un tiempo lúdico con los pequeños fuera del entorno y poder enseñarles acciones nuevas que dentro del aula resultan difíciles de llevar a cabo. Además, esta acción nos brindó la posibilidad de aprender nuevas técnicas y estrategias para luego trasladarlas a la Escuela Infantil y aportar un mayor bagaje profesional.

En cuanto a las familias, desde el principio se mostraron muy participativas y favorables a llevar a cabo esta actividad.

Todo esto, repercute en el buen funcionamiento del centro, pues pretendemos generar un modelo de trabajo que nos distinga siguiendo nuestro proyecto educativo basado en el equilibrio, la simplicidad, generando un ambiente ordenado que transmita a los niños y niñas, a través de sus vivencias, la importancia y el valor de la armonía.

 

En general vimos esta oportunidad muy enriquecedora para todos y pudimos comprobar lo bien que lo pasaron como así lo muestran las fotos. Este tipo de actividades las llevaremos  a cabo en más ocasiones, pues la colaboración con la frutería y su personal ha sido magnífica y nos llevamos muy buen sabor de boca de esta experiencia.

Escuela infantil Dulcinea fruteria 3 Frutería 2